chat medico online


Las siguientes pruebas pueden ayudar a diagnosticar el doble arco aórtico:

Radiografía de pecho
Gammagrafías que crean imágenes de cortes transversales del cuerpo (CT o MR)
Ultrasonido del corazón (ecocardiografía)
Radiografía con una sustancia que resalta el esófago (esofagografía)
Tratamiento
Se puede realizar cirugía para reparar el doble arco aórtico. El cirujano ata el brazo más pequeño y lo separa del brazo más grande. Posteriormente, cierre los extremos de la aorta con suturas. Esto alivia la presión sobre el esófago y la tráquea.

Expectativas (pronóstico)
La mayoría de los niños se sienten mejor inmediatamente después de la cirugía, aunque algunos pueden continuar teniendo síntomas respiratorios durante un tiempo después de la cirugía. Esto es más frecuente debido al debilitamiento de la tráquea por la presión recibida antes de la cirugía.

En casos excepcionales, si el arco ejerce una presión muy fuerte sobre las vías respiratorias, el niño puede tener una dificultad respiratoria grave que puede causar la muerte.

Posibles complicaciones
Las complicaciones pueden incluir:

Retraso en el desarrollo
Infecciones respiratorias
Desgaste del revestimiento del esófago (erosión esofágica) y la tráquea
Muy raramente una conexión anormal entre el esófago y la aorta (fístula aortoesofágica)
Cuándo contactar a un profesional médico
Llame a su proveedor si su bebé tiene síntomas de doble arco aórtico.

Prevención
No hay forma conocida de prevenir esta condición.